Julián Martín Obiglio Perfil Actividad Legislativa Notas de Opinión Videos Prensa
 
 
 
Proyectos presentados por Julian Obiglio

Acceso gratuito a los cursos de enseñanza de primeros auxilios y reanimación cardiopulmonar

PROYECTO DE LEY

Artículo 1°.- Todos los establecimientos de salud pública que se encuentren en territorio de la República Argentina deberán brindar de manera gratuita a personas mayores de 16 años cursos de primero auxilios y reanimación cardiopulmonar.

Artículo 2°.- Designase como Autoridad de Aplicación de la presente ley al Ministerio de Salud de la Nación, quien deberá determinar la periodicidad de los cursos en cada institución y dictar las reglamentaciones correspondientes.

Artículo 3°.- El Poder Ejecutivo Nacional asignará las partidas presupuestarias necesarias correspondientes al Presupuesto General de la Administración Pública para la realización de los cursos enunciados en el artículo 1° de la presente ley.

Artículo 4°.- De forma: comuníquese al Poder Ejecutivo.

 

FUNDAMENTOS
Señor presidente:

Con la presentación del presente proyecto de ley buscamos alcanzar acceso libre y difusión de cursos de primero auxilios y reanimación cardiopulmonar (RCP) a personas mayores de 16 años, en todos los establecimientos de salud pública que se encuentren en territorio de la República Argentina.

Las técnicas de primeros auxilios y RCP resultan un elemento fundamental en la salud de todos los ciudadanos ya que con una buena aplicación de ellas, la vida de una persona en riesgo puede salvarse. Ante una emergencia, lo más importante es actuar rápida y adecuadamente, con el fin de evitar acciones que puedan perjudicar o empeorar el estado de la persona en riesgo.

Podemos definir a las técnicas de Primeros Auxilios como aquellas medidas o gestos que se adoptan inicialmente sobre un accidentado o enfermo repentino en el mismo lugar de los hechos, hasta que se logra obtener una asistencia especializada. Es decir, su aplicación es de carácter inmediato, limitado y temporal a quien lo precise.

Su inmediatez radica en la potencialidad de ser la primera asistencia que esta víctima recibirá en una situación de emergencia. Es limitado porque de todas las técnicas, procedimientos y concepciones que existen en la medicina de emergencias y desastres, solo utiliza una pequeña parte de estas, por ello el socorrista nunca debe pretender reemplazar al personal médico. Estos procedimientos y técnicas pueden ser de primera o de segunda instancia. Para prestarlos, por lo general no se dispone de equipos ni materiales sofisticados y en el mejor de los casos, solo se contará con la ayuda de un botiquín básico. Las técnicas y maniobras realizadas están encaminadas a mantener la vida hasta la llegada del personal sanitario especializado. Por lo tanto, resulta evidente que un buen conocimiento acerca de las técnicas y procedimientos de primeros auxilios permite salvar la vida de una persona. Algunos de los conocimientos que se aprenden con las técnicas antes mencionadas permiten dar apoyo primario, por ejemplo ante las siguientes situaciones: asfixia; reanimación cardiopulmonar; hemorragia; envenenamiento; quemaduras; golpe de calor y deshidratación; lipotimia; esguinces y fracturas, entre otras.

Por otra parte, la reanimación cardiopulmonar (RCP), o reanimación cardiorrespiratoria (RCR) es un conjunto de maniobras temporales y normalizadas internacionalmente destinadas a asegurar la oxigenación de los órganos vitales cuando la circulación de la sangre de una persona se detiene súbitamente, independientemente de lo que la haya causado. Los principales componentes de la RCP son la activación del servicio médico de emergencias dentro o fuera del hospital y la asociación de compresiones torácicas o "masaje cardíaco externo" (MCE) con ventilación artificial.

Desde nuestra visión, el Estado debe ser el encargado de velar por la divulgación de las técnicas de primeros auxilios y RCP entre la población. Así como desde el Ministerio de Salud se llevan a cabo campañas de vacunación, de control alimenticio, de higiene, de prevención de enfermedades de transmisión sexual, de lucha contra el tabaquismo, etc., consideramos que la prevención en materia de primeros auxilios y RCP es un pilar más de esta enorme pirámide que hace a la salud del ser humano. Tal es así, que el objetivo del presente proyecto de ley es proponer la impartición gratuita de los cursos que abarcan dichas técnicas en todos los hospitales públicos del país, generando así un acceso igualitario. No obstante el rol del Estado en cuanto a la prestación directa de estos cursos de capacitación, consideramos también la promoción de los mismos dentro del ámbito privado como pueden ser las escuelas, el trabajo, el hogar, instituciones deportivas, etc. con el fin de lograr la mayor divulgación posible de las técnicas que promovemos. Estimamos que ello redundará positivamente en la comunidad, generando mayor compromiso social y solidaridad.

El objetivo de los cursos es permitir que quienes se capaciten en ellos puedan incorporar los conocimientos básicos en todas las técnicas iniciales de primeros auxilios y RCP, además de adquirir la habilidad y destreza técnica para poder actuar con la debida precisión, eficiencia y seguridad, acorde a las necesidades en situaciones de emergencia. Estos cursos teóricos y prácticos, deberían ofrecerse para mayores de 16 años y brindarse con la periodicidad que consideren las autoridades sanitarias. El Ministerio de Salud de la Nación será el organismo encargado de llevar adelante todo lo necesario para la puesta en funcionamiento del dictado de los cursos y la elaboración de un plan de difusión para los mismos.

Siguiendo esta lógica, el Honorable Congreso de la Nación, hacia fines del año 2012, sancionó una ley mediante la cual se estableció con carácter obligatorio la incorporación a la currícula escolar del Nivel Secundario de enseñanza, las temáticas referidas a " Técnicas de Reanimación Cardiopulmonar" y "Primeros Auxilios", tanto para instituciones públicas de gestión estatal como de gestión privada. En la actualidad en algunos hospitales del país se brindan cursos de primeros auxilios y RCP pero en la mayoría de los casos ello ocurre de manera onerosa, dificultándose así el acceso igualitario a esos conocimientos.

Consideramos que el curso de primeros auxilios y RCP se orienta a la necesidad de sensibilizar y capacitar sobre los conceptos antes mencionados y la importancia específica de los mismos, como así también generar el compromiso solidario en la vida cotidiana en todos y cada uno de los ciudadanos.

Uno de los principales ámbitos en los cuales suelen darse situaciones de emergencia en la salud, es el hogar. Es común, por ejemplo, que los niños se ahoguen o traguen objetos pequeños. En el hospital Garrahan y el Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez, ambos de la Ciudad de Buenos Aires y en el Hospital de Niños "Dr. Orlando Alassia", de la provincia Santa Fe, se ha conformado el primer registro de cuerpos extraños que los chicos se introducen o aspiran, los cuales les pueden producir dolores, asfixia, tos, sangrados, perforaciones de órganos, infecciones y hasta la muerte. Dicho registro menciona 500 casos de niños que sufrieron problemas por ingerir o aspirar monedas, semillas, piedras, bolitas, juguetes, capuchones de lapiceras, huesos de pollo, porotos, pilas, entre otros cuerpos extraños. Poseer conocimientos acerca de la manera en que se debe actuar ante situaciones como las antedichas, insistimos, puede significar la diferencia entre la vida o la muerte de personas.

Para tomar mayor conciencia aún de la importancia que reviste la divulgación de los conocimientos sobre primeros auxilios y RCP, no debemos dejar de mencionar la gravedad que representan los casos de accidentes cerebro-vasculares (ACV) y de muerte súbita. En Argentina una persona cada 4 minutos padece un ACV; dos de esos casos por cada hora, resultan fatales y se estima que 2.300 personas al año mueren por dicha causa (datos OMS, Bureau de Salud, 3/11). Por su parte, en el año 2010 el Instituto Cardiovascular de Buenos Aires reveló que en nuestro país un 10% de los habitantes fallece a causa de la llamada muerte súbita. Estos datos son relevantes al momento de tomar conciencia acerca de lo importante que resulta la prevención en todos los aspectos de la salud, en especial ente situaciones de urgencia, como así también respecto de la manera de actuar en los instantes posteriores a la ocurrencia de un hecho de este tipo.

A su vez, es muy frecuente escuchar quejas, reclamos y denuncias originadas debido a las prolongadas demoras en el servicio que prestan las ambulancias, en situaciones en que se requiere de una urgente atención médica. En muchas ocasiones las causas de estas demoras corresponden a un crecimiento poblacional que la asistencia sanitaria de la zona no alcanza a abastecer, así como también a demoras en el tránsito. Igualmente en algunos casos, un sistema rápido de ambulancias puede no alcanzar para salvar la vida a una persona si no se imparten los primeros auxilios segundos después de ocurrido un accidente. No obstante ello, una buena preparación en estas materias, puede marcar la diferencia entre la vida y la muerte en casos de demora en el socorro médico.

En promedio, una ambulancia debería demorar no más de 8 minutos en llegar al lugar del incidente, sin embargo, en muchos casos ellas pueden demorar más tiempo, lo que disminuye notablemente las chances de salvar la vida al accidentado. Por ello consideramos que un real y efectivo conocimiento de las técnicas de primeros auxilios y RCP permitiría realizar una primera asistencia al accidentado, manteniendo a este con vida hasta la llegada de la asistencia médica especializada.

Consideramos a la prevención en materia de salud como una cuestión fundamental. Es por ello que el Estado debe tomar cartas en el asunto e instalar una política acorde a la situación. Es así como intentamos empezar con un pequeño aporte: brindar en todos los hospitales públicos del país cursos gratuitos de primeros auxilios y RCP, junto con su promoción y publicidad, para que puedan llegar a toda la población.

Por lo expuesto, solicito la aprobación del presente proyecto de ley.

 
[volver]
 
Julian Obiglio Fundación Nuevas Generaciones  
SEGUIME EN: Facebook Twitter Linkedin Youtube
Julian Obiglio