Julian Obiglio Julian Obiglio
 
Julian Martin Obiglio Perfil Actividad Legislativa Notas de Opinión Videos Prensa
 
 
Notas de opinion de Julian Obiglio

Los diez años que vivimos en peligro

U

na vez más, como viene ocurriendo sistemáticamente desde hace unos años, el Gobierno Nacional nos hace saber que durante su renovada gestión pretende seguir haciendo pié en tres pilares de concentración de poder: la emergencia económica, los superpoderes y las facultades delegadas.

Más allá de la inconsistencia de esta prórroga con la idea de “país blindado ante la crisis financiera internacional”, esbozada por el ministro de Economía y vicepresidente electo, Amado Boudou, es necesario alertar acerca de los riesgos que acarrea dilatar en el tiempo el estado de emergencia y la utilización de herramientas a las que sólo se debería recurrir en casos excepcionales.

A nadie escapa tampoco que emergencia es sinónimo de peligro. Sorprende entonces que diez años después de la debacle, la Presidenta siga considerando que el país a su cargo es peligroso, y que posee una economía es poco segura. El estado de riesgo permanente crea incertidumbre a la hora de invertir y dinamita cualquier posibilidad de prever riesgos y adelantar soluciones.

Después de ocho años de Kirchnerismo es una utopía pensar que exista alguna intención de fortalecer la autoridad del Congreso de la Nación. Es evidente que la Presidenta considera que el Poder Legislativo no merece gozar de las competencias y funciones que le han sido atribuidas por la Constitución Nacional.

Más allá de que al Gobierno le moleste admitirlo, el correcto funcionamiento de las instituciones del Estado y el respeto de la seguridad jurídica, hacen previsible a un país. Esa es la única forma de fomentar inversiones estables que generen trabajo para los argentinos. La emergencia permanente, y la delegación de facultades legislativas son el antídoto perfecto contra la inversión externa (e interna).

Puede argumentarse que hoy hay radicadas importantísimas empresas en el país, pero tarde o temprano deberemos comenzar a actuar como lo hace el resto del mundo, sino nuevamente nos estaremos preguntando por qué hemos dejado pasar otra oportunidad.

Publicado en diario Clarín – Sábado 26 de noviembre de 2011
[volver]
 
Julian Obiglio Fundación Nuevas Generaciones  
SEGUIME EN: Facebook Twitter Linkedin Youtube
Julian Obiglio